La industria del pan y de los productos de pastelería es un sector industrial importante en la UE con unos ingresos anuales superiores a los 130.000 millones de euros, según el informe GIRA FOODSERVICE 2012, de los cuales el 62% son atribuibles a los productos de panadería industrial y el 38% a los productos artesanales. Estos datos reflejan el importante papel de este sector en la economía de la UE, donde Turquía ocupa el primer lugar con una producción de pan superior a los 8 millones de toneladas, seguida de Italia en la distancia, con 3 millones, y España con 1.699.000 toneladas.

Existe también una gran variedad de recetas de pan y repostería, debido a la cultura y patrimonio nacional de diferentes países, algunos de ellos incluidos en la lista de GPI y DOP de la Unión Europea, y que cubren el mercado de productos especiales de panadería, con un relevante valor añadido para los productores. Además, muchos tipos de cereales, así como otros ingredientes complementarios, son cada vez más solicitados en el sector de la panadería, como respuesta a la demanda de los consumidores.

El sector de la panadería y pastelería es, por tanto, una cadena de suministro compleja que abarca desde la agricultura hasta la industria, compuesta en su mayoría por PYMEs y grandes empresas que en los últimos años han evolucionado enormemente gracias a la implantación de las nuevas tecnologías. Algunas empresas pueden desarrollar una gama de productos que llega hasta aproximadamente 1.000 productos, mientras que otras pueden especializarse en soluciones específicas para panaderos.

Por otra parte, los proveedores de ingredientes para panadería y pastelería ofrecen soluciones a medida (productos alimentarios intermedios) que pueden ser utilizados en última instancia por las panaderías artesanales e industriales, los chocolateros o los pasteleros. A esta complejidad se añaden las preocupaciones medioambientales, y una población creciente de intolerantes y alérgenos a determinados alimentos han producido varios cambios en muchos aspectos de la producción de panadería y pastelería. Por todo ello, la formación en higiene, calidad, seguridad alimentaria y buenas prácticas medioambientales se convierte en esencial para este sector.

Information
Information
Information
Information